domingo, 25 de abril de 2010

"FRAGAS DEL EUME" (1)

RUTA DOS CERQUEIROS .- MONFERO


Desde el liquen mas minúsculo hasta el árbol mas alto, todo es belleza en este paraíso que nos rodea, al principio del sendero y antes de adentrarnos en le monte o bosque de OS CERQUEIROS, como prefiráis llamarlo, ya las ramas mas bajas de los pinos y abetos nos dan la bienvenida, simulan una reverencia, pues sus ramas casi acarician el suelo, aquí empezamos el camino y a pocos metros ya podemos disfrutar de la primera vista del cañón del Eume, todo un regalo para mis ojos y para mi maquina, ¡que maravilla! estoy entusiasmada, aunque al ver lo pendiente que es el sendero casi casi pensamos en retroceder, ni de broma, he subido por caminos mucho mas empinados,



O sea que seguimos descendiendo, la belleza del paisaje me impresiona, arboles completamente cubiertos de liquens, nos adentramos en una hermosa carballeira, el suelo es empinado y a los lados está cubierto de vegetación seca, pero los arbustos y las matas de hierba empiezan a brotar, la primavera ha llegado o al menos lo intenta, después de este triste y monótono invierno, el aire es cálido, es mediodía, hace un día esplendido, debemos de llevar algo mas de hora y media caminando, pues son casi las tres, decidimos hacer una parada, buscamos una sombra, es algo difícil, los arboles todavía están desnudos, las hojas apenas han empezado a brotar, a lo lejos divisamos un montículo de piedras nos sentamos en ellas y comemos los bocatas.


De repente siento un leve ruido, levanto la vista y allí en un árbol a diez o quince metros y en lo alto diviso una ardilla bañada por un rayo de sol, me mira sin moverse, hago un intento de fotografiarla pero se escabulle rauda y veloz de rama en rama, la pierdo, no consigo seguirla con la mirada, ha desaparecido entre los arboles, otra vez quizás tenga mas suerte.



Nos ponemos de nuevo en marcha, ya hemos recorrido varios Km, el sol esta alto, decidimos desandar lo andado por esta camino ancho grisáceo y amarillo pero que al irse acercando el verano se tapizara de hierba y se cubrirá de una densa sombra para descanso y refresco del caminante, calculo que unos 6 km y todo cuesta arriba, pero no importa, solo por contemplar los múltiples colores que nos rodean, los barrancos,los cauces de algún que otro arroyo que nos encontramos al paso, la impresionante vista del Eume, sus laderas, sus escarpadas riberas y los olores que flotan en el aire, ya ha valido la pena

Seguimos subiendo y de repente nos encontramos con el desvío que nos lleva a los Esterqueiros, dos casas abandonadas, una de ellas, la mas vieja tiene aire ruinoso, la otra se ve que empezaron a restaurarla, pero quedó inconclusa y abandonada, una verdadera lastima, seria un lugar ideal para el descanso y estar en contacto con la naturaleza, un lugar privilegiado, por encima de su tejado se asoman las copas de los arboles, pero hoy en este día primaveral y en este lugar de ensueño se dejan oír los trinos de los pájaros, la flor del tojo en los montes cercanos y los preciosos colores de la queiruga que esta empezando a brotar allá a lo lejos.
Contemplo lo que me rodea y solo sé que en aquel minuto, en aquel segundo de apacible silencio, todo es calma y modorra, el calor y el cansancio me rinden, me siento un rato y pienso que estoy en la cima del mundo, donde amanece y se pone el sol todos los días, me gustaría verlo en todo su esplendor, quizás si no al alba, si al ocaso, volveré este otoño a disfrutarlo.














Reanudo el camino y de frente, andando apenas 100 metros, al fondo un mirador natural, que solo nos separa del precipicio un enorme peñasco en forma de balcón, colocado como una cuña y desde ahí observamos esta espectacular panorámica del cañón del Eume.

5 comentarios:

  1. Sin duda una ruta impresionante, con una imagenes preciosas. Me encantó ese árbol cubierto de líquenes.. Gracias por llevarnos de tus ojos para admirar estos paraisos. Besos

    ResponderEliminar
  2. La ruta es una pasada......nos muestras esas vistas increibles de un río que tenemos qe cuidar...bicos.

    ResponderEliminar
  3. Chus ¡Qué preciosidad de imágenes!
    Saludos

    ResponderEliminar
  4. Gracias por tu comentario en mi blog, he visitado tu pagina y creo que tenemos gustos comunes, tambien a ti te seguire con mi mirada.
    Un saludo.
    Pablo

    ResponderEliminar
  5. La ruta es una "mierda" (con perdón) para conocer las Fragas. Panorámica y paisajísticamente no está mal, pero esa pista agropecuaria no aporta nada. No sabes hasta qué punto me cabrean estos itinerarios para senderistas de bajo o nulo perfil físico ó técnico. A menos de 300 mts de las casas de Esterqueiros hay unas Fragas "de cuento", perfectamente asequibles de la carretera (a 10 mn a pie de la carretera, no de los Esterqueiros) con musgos cubriendo los árboles y las piedras para que "flipen" de verdad los amantes del bosque....

    ResponderEliminar